Categorized | Economia

Cuatro reglas de oro para recortar tus gastos

Quien no sabe administrarse con 1.000 euros difícilmente sabrá con 3.000

Apretarse el cinturón y recortar gastos no es solo cosa del Gobierno porque cada vez son más las personas que llegan a final de mes con números rojos en la cuenta corriente. Al contrario de lo que pueda parecer, el problema tampoco consiste en ingresar más. La clave está en el buen uso del dinero. En el fondo, quien no sabe administrarse con 1.000 euros tampoco sabrá con 2.000 y menos con 10.000; la historia está llena de personas que han dilapidado una fortuna recibida por azar o herencia.

Esta es una de las principales ideas que explica el economista y presentador del programa de televisión “Ajuste Cuentas”, Vicens Castellano, en el libro “Controla tu dinero: Claves de la economía personal y familiar para torpes”, que acaba de ser publicado por la editorial Anaya.

1.- Partidas negociables e innegociables

Tal y como explica Castellano, siempre hay algunos gastos que son más difíciles de negociar que otros. Así, las partidas con las que normalmente hay poco que hacer son la letra de la hipoteca, la del crédito del coche o la cuota de la tarjeta de crédito. Pero las demás partidas serán negociables en el sentido de que se puede conseguir el mismo servicio o bien a un precio menor “si haces una elección adecuada”.

Por ejemplo, puedes hablar con tu casero si estás en alquiler y pedir un descuento temporal de cuota, puedes comprar la comida que necesitas de manera más económica, puedes encontrar un proveedor de teléfono más barato, etc.

2.- Planifica

Una de las maneras con las que aumenta el nivel de gastos es con la improvisación. “Pasas delante de un producto que no necesitas y de repente sientes que tienes que comprarlo”, explica el experto. Puede tratarse de algo tan pequeño como una revista pero también de un coche nuevo. En ambos casos se enciende la llama del deseo y es probable que compres la revista o que pidas más detalles del coche.

Se trata, en resumen, de hacer una relación de todo lo necesario e imprescindible para pasar el mes y retrasar aquello que no esté en la lista.

3.- Presupuesta

La idea obvia es conseguir que tus gastos sean menores que tus ingresos con el sano objetivo que siempre quede un excedente para mejorar la situación personal. El truco está en hacer un cálculo estimado del coste que tiene adquirir los bienes que previamente se han planificado y calificados como necesarios, presupuestando luego una cantidad para ese fin y dejando todo lo demás de lado.

Por ejemplo, si tus ingresos son de 1.300 euros y tienes unos gastos innegociables de 900 euros te quedan 400 euros para hacer frente a tus otras necesidades. Pero como se trata de que quede un excedente, necesitas “utilizar tu ingenio para reducir esos 400 euros” aún más. Lo que recomienda Castellano es que como mínimo haya un excedente del 10% de los ingresos, cifra que en el ejemplo anterior sería de 130 euros. Por tanto, hay que intentar satisfacer las necesidades negociables con 270 euros. “Ese es tu presupuesto y aquí comienza el juego”.

4.- Descuentos-Ofertas

Una manera sencilla de conseguir reducir tus gastos es a través de los descuentos. Por ejemplo, comprando un envase más grandes o una cantidad mayor. A veces, lo más fácil para conseguir descuentos es, sencillamente, pidiéndolos. ¿Qué tengo que hacer para conseguir un descuento en estos productos? Quizás lo que te digan encaje en tus posibilidades. Pero también se pueden reducir gastos aprovechando las ofertas.

Lee más trucos para controlar el gasto en Finanzas.com

 

Comments are closed.

Translator

Translator by Yellingnews

Categorías

Noticias más vistas

Noticias por fecha

octubre 2017
L M X J V S D
« feb    
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031