Categorized | Internet

La eclosión de la red sensorial anuncia un nuevo cambio radical en internet

La eclosión de la red sensorial anuncia un nuevo cambio radical en internet

 

El camino que describe Tim O’Reilly —gurú de internet, creador del concepto web 2.0, fundador de la editorial O’Reilly Media— empieza en un mapa de carreteras de los de siempre, arrugado en la guantera del coche. La guía simboliza la industria de los contenidos analógicos. De ese libro se pasó a la «mapamanía» en internet, a las aplicaciones móviles que nos permiten ver en la pantalla la calle por la que circulamos, con cualquier información imaginable, y, al cabo, al coche que no necesita conductor, en el que trabaja Google. «El contenido desaparece; se convierte en un servicio», cierra su argumento.

En el futuro inmediato que piensa O’Reilly (Irlanda, 1954) no hacen falta los mapas. El coche sabrá dónde vamos, nos llevará, aparcará solo. Lo describe despacio, como si hubiera masticado muchas veces sus ideas, ante un auditorio completamente lleno, en el Palacio de Congresos de Madrid. Es la estrella invitada a la inauguración de la quinta edición delForo Internacional de Contenidos Digitales (Ficod), una reunión cada vez más multitudinaria en la que emprendedores, freaksy tribu de internet intercambian ideas y proyectos.

En cuanto a las ideas, a O’Reilly nunca le han faltado. Fue uno de los creadores del concepto «web 2.0», que surgió como el paisaje que sucedería al pinchazo de la burbuja de las empresas .com: la Red de la participación, de la «inteligencia colectiva». Ayer, la pregunta era clara:¿Cómo será la web 3.0? Este empresario que cree que «hay que tomarse muy en serio las señales del futuro» aporta algunas: «La web 3.0 es la de los sensores y los datos, una explosión que volverá a cambiar la historia de internet».

O’Reilly se muestra fascinado por el mundo de los sensores. ¿Qué son? Quizá algunos ejemplos sirvan para dejarlo claro. En San Francisco se informará a los conductores de cuántas plazas de aparcamiento están libres, de su precio (cambiará según el tiempo que lleven desocupadas) y de su situación. Los sensores enviarán los datos a internet, y a una aplicación móvil. Otro ejemplo más: una «app» muy popular, Shazam, capaz de «escuchar» y reconocer cualquier canción. Y un tercero: aplicaciones que «saben» cuántos pasos damos, nuestra tensión arterial, o la ruta hecha en bici. Miles de sensores ya funcionan y recogen datos, y billones más lo harán pronto, en la llamada internet de las cosas, que nos permitirá apagar una bombilla concreta de casa desde una aplicación en el móvil.

Reconocimiento de voz

El gurú de la vida digital suma 1.513.236 seguidores en Twitter. Cada pronóstico que formula corre como una culebra de pólvora. Ayer dejó varios. Los sensores llenarán gigantescos graneros de datos que darán paso a servicios «increíblemente poderosos». Y otro ejemplo más: Siri, el «mayordomo» de los nuevos iPhone, un servicio de reconocimiento de voz que cierra otra vez el círculo. «A Siri le podemos decir dónde queremos ir; el coche sin conductor nos llevará, y los sensores del aparcamiento nos dirán dónde hay una plaza libre».

En su ponencia, O’Reilly repite conceptos como «inteligencia colectiva» (modelo Wikipedia), «tiempo real», «ciencia de los datos» —«lo más en Silicon Valley»—, «crear comunidad» («la autopromoción no sirve»), «participación»… «Estoy en contra de las leyes restrictivas de la Red, impulsadas por gente que quiere comerse una parte demasiado grande del pastel».

 

http://www.abc.es/20111123/tecnologia/abcp-eclosion-sensorial-anuncia-nuevo-20111123.html

Comments are closed.

Translator

Translator by Yellingnews

Categorías

Noticias más vistas

Noticias por fecha

octubre 2017
L M X J V S D
« feb    
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031